HUMOR

Tacaños





Un hombre fue a una barbería y le preguntó al dueño:
¿Cuánto cuesta la rasurada?
El barbero contesta:
Cuesta dos pesos y el corte de pelo cinco pesos.
Y el hombre responde:
Entonces, rasúreme la cabeza.




Había una vez un tipo tan tacaño, que estaba soñando que se estaba tomando un café y se despertó para no pagarlo.




Había una vez un tipo tan tacaño, pero tan tacaño, que un día iba con su novia paseando y pasa por frente de un restaurante, y su novia dice: -¡Que rico olor!
Y el novio le dice:
-¿Quieres pasar de nuevo?











Era un papá tacaño, cada cinco de enero tiraba tres tiros hacia arriba. Cuando los hijos le preguntaban.
Papá, ¿Y qué fue eso?
Le respondía:
Los tres reyes magos que se suicidaron.




Un padre le dice a su hijo:
Hijo, anda, pídele azúcar a la vecina.
Entonces, el niño va, y vuelve y le dice a su papá:
Papá, la vecina no quiere prestarnos azúcar.
Entonces, el papá le dice:
¡Que tacaña, esa vieja! No importa hijito, saca la nuestra mejor.






Más chistes de Tacaños Página principal
© Copyright 2000/2019 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED